El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Counter
LINKS
LINKS BASES PAP
REDES INTERNET
SERVICIOS
Bigrafia de Manuel Arevalo

La indignación fué grande en las filas apristas si se tiene en cuenta que Arévalo era muy estimado y respetado. Era el hombre escogido para remplazar a Haya de la Torre en la dirección del Aprismo, ante cualquier eventualidad. Por lo demás el propio Haya sentía especial admiración hacia el valiente luchador obrero. Lo demuestra el hecho de que lo considerase como un predestinado llamado a futuras grandes realizaciones.

EL MARTIR AREVALO

FE, UNION, DISCIPLINA Y ACCION

Arévalo y Víctor Raúl

El asesinato de Manuel Arévalo, uno de los más caracterizados líderes del aprismo norteño, es un hecho que debe cargarse a la cuenta de la tiranía de Benavides. Arévalo fué la víctima escogida con el doble propósito de asestar un duro golpe a la resistencia clandestina del Apra y de satisfacer apetitos de venganza primitiva. El hecho en sí no admite la menor duda.

Su Vida.

Manuel Arévalo Cáceres nació en el pueblo de Santiago de Cao, ubicado en la parte baja del Valle de Chicama. Sus padres fueron don Manuel Arévalo Holguín y doña Angelíta Cáceres. Descendía de una familia que fué propietaria de ubérrimas tierras de cultivo, que se fueron perdiendo con la expansión de la Hacienda Cartavio de propiedad extranjera. Era el hijo mayor de una familia numerosa que tuvo que librar dura lucha por la vida para poder sostener dignamente el hogar.

Manuel Arévalo recibió las primeras enseñanzas en la escuela de primer grado que dirigía don Pedro Zaldívar y destacó por su aguda inteligencia. A los 13 años tuvo que abandonar la escuela y fué a trabajar a los campos de caña, percibiendo "el mísero salario de 25 centavos diarios" que no Iograban cubrir las más premiosas necesidades de la madre angustiada y enferma"(1).

(1) Tello Salavarria, Alfredo: "Aspectos de la Vida y la Muerte Heróica del Mártir de una Fé: Manuel ArévaIo". Artículo escrito en Febrero de 1946 y reproducido en el FoIleto: ‑‑‑HEROE Y MARTIR DEL FRENTE UNICO‑‑‑. Sec. de Prensa y Propaganda del CED de La Libertad, Febrero de 1976.

De los campos de caña, pasó a trabajar como aprendiz de mecánica en la Hacienda "Roma” donde permaneció hasta 1919, año en que se iniciaron los movimientos obreros conducentes a la conquista de la jornada de 8 horas de trabajo. Al ser despedido de su trabajo por sus actividades sindicales, fué a parar a la Hacienda Casa Grande, cuando contaba 16 años de edad (Enero de 1920). Ingresó como ayudante de mecánica en la sección talleres y desde el primer momento desplegó intensa actividad sindical. Pese a que la empresa alemana tomaba rígidas providencias para evitar la propagación de ideas revolucionarias, Arévalo actuaba con gran sagacidad y divulgaba sus conocimientos mediante manifiestos manuscritos que circularon profusamente entre sus componeros de trabajo y causaron gran preocupación a los empresarios.

Asi informo El Comercio el 19 de Febrero de 1937

En esta época se libra en Casa Grande una importante batalla sindical de la cual fué protagonista el joven Arévalo. Luego de sucesivas reuniones clandestinas, los obreros presentaron su pliego de reclamos. Como nadie se atrevía a llevarlo ante el omnipotente Gérente de la hacienda, Arévalo tomó la iniciativa y entregó el documento en su calidad de representantes de los trabajadores. "No se le permitió salir de la oficina y fué reducido a prisión y llevado por los esbirros fuera de la zona poblada con el propósito de expulsarlo a un lugar lejano" (2). Los obreros de ínmediato se declararon en huelga en señal de protesta y la gerencia de la empresa tuvo que acceder a todas las reclamaciones planteadas. Pero, al poco tiempo, Arevalo y otros compañeros de trabajo, fueron apresados y conducidos a Trujillo, viéndose él obligado a huir a la Capital de la República, por las constantes amenazas que recibía.
(2) Caceres Aguilar, Luis: ‑‑‑LaVida Luminosa de Manuel Arévalo Cáceres". Artículo p folleto antes citado.

Luego de permanecer poco tiempo en el Callao, Arévalo retorna Trujillo, estuvo un tiempo en el asiento minero de Quiruvilca y finalmente abrió su taller de mecánica en el barrio de la Unión en Trujillo.

Entre 1922 y 1923 fué activo dirigente sindical. Se vinculó estrechamente con Antenor Orrego y participó en las actividades de las “Universidades Populares "González Prada” . Recordando estos hechos, Orrego escribió a la muerte de Arévalo un emotivo y bello articulo (“El Mártir de una Fé"), publicado originalmente en el N° 313 de la revista "Claridad‑ de Buenos Aires. A ese artículo corresponde el siguiente párrafo:
“Hace quince años, más o menos, un Joven obrero, un niño casi, de porte atlético y de perfil acusado y enérgico, incorporóse dentro de una vasta asamblea popular para decirme unas cuantas palabras de salutación. Era Manuel Arévalo hablando en nombre del “Ateneo Popular” de Trujillo, que habíame invitado a pronunciar una conferencia esa noche sobre la significación histórica y revolucionaria del pensamiento de Manuel González Prada. En el resto de la noche no pude apartar ya mi mirada de los ojos magnéticos de ese mozo que parecía, más bien que oír, beber, sorber mis palabras. De sus pupilas se derramaba sedienta de expresión, toda esa fiebre de justicia que encendió su vocación de martirio hasta la muerte. Así se selló nuestra amistad para lo futuro, y, asi trabé conocimiento con una vida meteórica por la brevedad de su trayectoria y por el esplendor de su fulguración".

Al producirse la caída de Leguía, ya Arévalo era un cuajado dirigente sindical que se incorporó desde el primer instante al naciente Partido Aprista.

A los 28 años de edad era elegido representante parlamentarío en la Asamblea Constituyente por el

Manuel Arevalo en Trujillo a su lado Hilda Cassinelli esposa de Carlos Manuel Cox junto a compañeros trabajadores manuales
(Foto del archivo de Enrique Cox Casinelli)

Departamento de La Libertad. Actuó brillantemente en el Parlamento. Quienes le conocieron afirman que era un orador nato de temple magnífico, que improvisaba oraciones extraordinarias, con espontánea y encendida elocuencia. Marchó al destierro cuando se desató la primera persecución contra el Partido Aprista en los primeros meses de 1932. Estuvo un tiempo en Colombia donde frecuentó la amistad de hombres ilustres como Germán Arciniegas y Alberto Lleras Camargo, autor de una de las más certeras exégesis de¡ Aprismo en aquellos años. Estando desterrado en el Ecuador, en los primeros meses de 1933, recibió la orden de ingresar clandestinamente al Perú junto con Pedro Muñiz. Cumplió con su deber sin titubeos en momentos en que la represión contra los apristas era brutal.

Sus excelentes cualidades de organizador le permitieron edificar la maquinaria de resistencia clandestina en la Región del Norte, al reiniciarse la persecución en 1934. Se convirtió en una figura temida y en una presa codiciada por la "soplonería". Muchos dirigentes apristas de aquella época han afirmado que Arévalo era el hombre escogido por Haya de la Torre para sucederlo en la jefatura del PAP. La afirmación no parece exagerada o meramente especulativa con fines de propaganda, si se tiene en cuenta que Arévalo se iba perfilando cada vez más como un extraordinario dirigente político. Por eso la tiranía había puesto a precio su cabeza pues se conocía perfectamente que este modesto trabajador ‑‑que trocó la lampa de labriego y el yunque de mecánico por la lectura incansable‑. era además un hombre aguerrido y hercúleo, pleno de vitalidad y de  energía a toda prueba.

En un interesante artículo escrito por Luis Cáceres Aguilar en febrero de 1964, bajo el título "Bronce de Manuel Arévalo‑‑‑ (ver revista "Sólido Norte" N. 2, pág. 19), encontramos la siguiente descripción de tan singular personaje: "Su voluminosa cabeza que apenas encontraba sombrero que le calce con sus chispeantes ojos verdes y oblícuos, con su amplia y protuberante frente que presidía a su mirada y su boca amplia y apretada, le daban el aspecto felino que hizo a algunos de sus buenos amigos llamarle el "Gato Manuel"... Empero esa ancha y voluminosa cabeza reposaba sobre sólidos hombros y una amplia espalda que se prolongaba en miembros cubiertos de una musculatura hercúleo y acerada. Por eso, la estampa de Manuel Arévalo era la de un aguerrido hombre de trabajo que se expresaba elocuentemente en todo momento y que sabía inspirar respeto, de inmediato, a sus interlocutores".

Una idea de la elocuencia de su verbo directo la encontramos en los siguientes párrafos de un discurso que pronunció el 19 de Noviembre de 1933 en Trujillo:

"Nuestro partido, vitalizado por la experiencia del dolor, Insurge ahora con una más firme y más clara conciencia de su misión histórica, más dueño que nunca de su responsabilidad... Somos el país mismo, el país en su auténtico sentido integral. Y el país constata sin sorpresa el impulso creador del Aprismo, que no es sino la resultante de sus viejos dolores, la expresión de sus profundos anhelos, el cauce por donde se proyectan al futuro las ansias supremas de un pueblo que no

Carlos Manuel Cox, Manuel Arevalo, Víctor Raúl y Daniel Hoyle
(Foto del archivo de Enrique Cox Casinelli)

quiere morir... Y porque somos el país y vamos a gobernarlo más o menos a breve plazo, nuestra responsabilidad es mayor todavía y nuestra actividad debe centuplicarse. Apresurémonos, compañeros apristas, a construir el indestructible edificio de concreto de nuestra organización científica y hagámosla reposar en los grandes pilares de la disciplina y de la fé, que nos han hecho vencer a la calumnia primero y a la bala después".

En otra ocasión, mediante palabras tan expresivas, Manuel Arévalo acuñó las cuatro palabras que constituyen la voz de orden repetida con mayor insistencia por los apristas: "FE, UNION, DISCIPLINA Y ACCION". Conjunción de palabras que encierran una profunda enseñanza y una advertencia clara sobre el sentido de¡ deber. Juramento solemne que mereció alguna vez una delicada glosa de Manuel Seoane que las llamó "cuatro palabras mágicas" extraídas del "viejo tesoro del Aprismo".

 
 
 
 

Derechos reservados de "Cuadernos Apristas" y "Vanguardia Aprista en www.vanguardiaaprista.com" (Actualizado Febrero 2016).
Correo para coordinación y colaboraciones de artículos, fotos y noticias ==> vanguardiaapra@gmail.com.com
Grupo Yahoo: Facebook: Twitter: Youtube: